VII CONGRESO DE EDUCACIÓN Y GESTIÓN

Madrid, 13, 14 y 15 de noviembre 2003

HISTORIA

Cada dos años la Confederación de Centros Educación y Gestión (EyG) celebra una reunión abierta a todos los directores y directivos de los centros. El objetivo de estos encuentros no es otro que abrir el debate sobre los temas que preocupan al sector, así como proporcionar formación.

Hasta ahora de se han celebrado seis congresos, tres en Madrid y los otros tres en Zaragoza, Valladolid y Sevilla. En próximo Congreso tendrá lugar en Madrid durante los días 13, 14 y 15 de noviembre de 2003.

·     I CONGRESO DE EDUCACIÓN Y GESTIÓN, tuvo lugar los días 21, 22 y 23 de noviembre de 1991, en Madrid, con el título "La reforma educativa y la gestión de los centros. Gestión privada, alternativa de calidad". Asistieron 700 personas y contó con la presencia de varios consejeros de Educación de Gobiernos autonómicos. 

·     II CONGRESO DE EDUCACIÓN Y GESTIÓN, se celebró los días 11, 12 y 13 de noviembre de 1993, en Zaragoza, y estuvo dedicado a la "Autonomía empresarial, calidad de gestión educativa". Contó con más de 800 personas y participaron personalidades del mundo educativo, del Ministerio de Educación y de la Comunidad Autónoma de Aragón. 

·     III CONGRESO DE EDUCACIÓN Y GESTIÓN, se desarrolló durante los días 9, 10 y 11 de noviembre de 1995, en Madrid, con el lema "Calidad y libertad de enseñanza. Hacia el año 2000". Al igual que en anteriores ediciones, se repitieron con éxito los niveles de participación y se contó con importantes personalidades. 

·     IV CONGRESO DE EDUCACIÓN Y GESTIÓN, tuvo lugar durante los días 13, 14 y 15 de noviembre de 1997, en Valladolid. Con el título de "Calidad educativa para una Europa de calidad" y la presencia de más de 700 profesionales del mundo de la educación, se destacó la necesidad de fomentar aspectos no puramente económicos para la consecución de una Unión Europea mejor educada y más receptiva a valores humanísticos. 

·    V CONGRESO DE EDUCACIÓN Y GESTIÓN, se celebró los días 18, 19 y 20 de noviembre de 1999, en Madrid. El lema "El futuro, un reto. Nuestra respuesta educativa" sirvió de base para que más de 700 directivos, expertos educativos y responsables de la Administración analizaran los desafíos que plantea la enseñanza, y la alternativa que supone la oferta de los centros concertados de iniciativa social como respuesta a las necesidades que demanda la sociedad. Todo ello enmarcado en la celebración del 10º aniversario de EDUCACIÓN Y GESTIÓN. 

·     VI CONGRESO DE EDUCACIÓN Y GESTIÓN, se desarrolló durante los días 29, 30 de noviembre y 1 de diciembre de 2001, en Sevilla. El lema ""Nuevos directivos para nuevas realidades".

Participaron unos 1.000 directivos y profesionales de la educación. El debate se centro en la función directiva, el futuro del sector y las ofertas educativas como respuesta a las necesidades que demanda la sociedad. La síntesis del trabajo realizado en estas tres jornadas queda reflejada en las siguientes conclusiones:  

1ª) La educación sigue siendo un factor esencial en los cambios sociales, y viceversa. Por ello, la acción educativa está sometida a continuas modificaciones y desafíos que demandan nuevas soluciones ante nuevos problemas.

 

Uno de los desafíos fundamentales para la enseñanza será tratar de buscar estilos diferentes de animación y gestión. Al mismo tiempo deberá replantearse el papel de todos los estamentos de la comunidad escolar, una vez que la función que las familias ejercían en la educación de sus hijos ha sido asumida, en muchos casos, por la institución escolar.  

 

2ª) Se constata que un centro educativo no puede funcionar hoy día sin un equipo bien liderado, dada la complejidad de la organización de los centros, y la falta de recursos humanos y materiales. Toda mejora de la calidad en los centros pasa necesariamente por una formación en valores y por la revitalización de la función directiva, lo que implica una revisión de las condiciones de acceso y de trabajo, de las atribuciones y de los correspondientes incentivos personales.

Si se desea garantizar la máxima eficacia, el director debe conocer la realidad educativa desde la previa experiencia docente, tener una formación inicial específica y una formación permanente.

 

La formación específica debe incluir: estrategias de dirección, gestión administrativa y de recursos humanos, dominio de la legislación y una adecuada preparación de carácter académico.

 

3ª) Para garantizar el rigor en la función directiva es necesario realizar cambios legislativos de tal manera que sea competencia de los titulares de los centros el nombramiento y cese de las personas que deben ejercerla, y que haya nuevos cauces para que sea posible la práctica de la misma en distintos centros de igual titularidad.

 

4ª) El futuro de la calidad de la oferta educativa dependerá, en gran medida, del acierto de los titulares de los centros en las decisiones que adopten sobre la función directiva. Por ello, es preciso una reflexión sobre el ejercicio de este servicio, de tal manera que se logre la adecuación de las estructuras de animación y gestión de las nuevas realidades, y se garantice la coherencia entre la gestión y el carácter propio del centro.

 

5ª) La necesidad de introducir reformas en el sistema educativo es patente y, en este sentido, es destacable la iniciativa del MECD de promover y proponer una nueva legislación para todas las comunidades autónomas. No obstante, dicha normativa debe tener en cuenta la especificidad de las redes pública y privada concertada.

 

También es urgente dar respuesta a la necesidad de convertir la Formación Profesional en una opción valorada por la sociedad y por los alumnos, y en estrecha vinculación y colaboración con la empresa. Y, en el segundo ciclo de Educación Secundaria, se deben establecer itinerarios diversificados que permitan a los alumnos seguir los que mejor se adapten a su capacidad y a sus motivaciones personales.

 

6ª) La demanda de las familias hacia los centros privados acogidos a conciertos, ejerciendo así su libertad de opción, pone de manifiesto que esta red de centros privados concertados cumple una función de complementariedad, no de subsidiaridad, respecto a la oferta de los centros públicos.

 

Sin embargo, dichos conciertos se han convertido en un instrumento jurídico inseguro, ya que la Administración no siempre asume las obligaciones que le corresponden; y desigual, debido a que el trato que se da a los centros depende de los responsables de cada comunidad. Son necesarios cambios legislativos que garanticen la vertebración del sistema educativo y la estabilidad de los conciertos.

 

7ª) Es urgente racionalizar el gasto público y la utilización adecuada de los recursos. Se debe cuantificar el coste real del puesto escolar para cada ejercicio anual, reflejándolo en las partidas de los presupuestos según la proporción cuantitativa de la demanda de la sociedad, de los padres. No se puede exigir gratuidad si no se dota con los recursos económicos necesarios.

 

8ª) La nueva legislación orgánica prevista debe garantizar la gratuidad en el segundo ciclo de Educación Infantil para que las condiciones sean iguales en todas las comunidades autónomas. Se deben iniciar además los procesos legales y las previsiones económicas para que, a corto plazo, se generalice la gratuidad del Bachillerato y la Formación Profesional.

 

9ª) La presencia de hijos de inmigrantes en nuestros centros, cada vez más significativa, requiere un serio estudio y la preparación específica de la comunidad educativa. Todos los agentes implicados deben sumar esfuerzos para buscar las mejores soluciones a los problemas de escolarización, teniendo en cuenta las características de alumnos y centros.

 

10ª) Educación y Gestión, como patronal mayoritaria de la enseñanza privada concertada, seguirá asumiendo el protagonismo que le corresponde como interlocutor ante la Administración, los sindicatos y los agentes sociales.

 

Apostará por el consenso y diálogo con los centros de titularidad pública porque entiende que no es deseable la confrontación entre las dos redes. Ambas son necesarias y complementarias para ofrecer a las familias un servicio educativo de calidad que facilite la libertad de optar por el centro que deseen con libertad e igualdad de condiciones. 

 

Sevilla, 1 de diciembre de 2001